BUSCAR PELÍCULA

carrusel

Los apuros de un pequeño tren (1953) HDtv



 










Título original
The Titfield Thunderbolt
Año
Duración
84 min.
País
Reino Unido Reino Unido
Dirección
Guion
T.E.B. Clarke
Música
Georges Auric
Fotografía
Douglas Slocombe
Reparto
Productora
Michael Balcon Productions, Ealing Studios, The Rank Organisation
Género
Comedia | Vida ruralTrenes / Metros
Sinopsis
Un pequeño pueblo inglés está a punto de perder su estación de tren, por lo que decidirán unir esfuerzos y hacerla funcionar ellos mismos, compitiendo con la compañía local de autobuses.

5 comentarios:

  1. Deliciosa comedia british, marca Ealing como no podía ser de otra forma.

    Un pueblo de la campiña inglesa siempre es propicio para estas historias. Son de tono ligero, pero sólo en la superficie. Si se rasca algo, hay más profundidad de lo que parece, y mala baba. Sólo los ingleses son capaces de esto.

    Recomiendo especialmente esta película a todos los aficionados a los trenes, sobre todo a los que sientan nostalgia de esas pequeñas líneas que cerraros porque no eran rentables. En esta película la cierra el estado, ya que en el Reino Unido se nacionalizó el ferrocarril después de la guerra. Y cuatro lugareños chalados: el borracho, el párroco... etc, vamos como en los chistes, la reflotan desafiando la lógica mercantil.

    Típica película que no disgusta a nadie. Bueno, tal vez a algún agrio, aunque hasta a esos lo dudo.

    Crítica de: Gilbert Barcelona (España)

    ResponderEliminar
  2. Muy agradable de ver; sencillamente entretenida y con algo más que lo literal.

    ResponderEliminar
  3. Muy graciosa, y hasta me recuerda el caso de la línea de ferrocarril de mi pueblo, que desgraciadamente también la cerraron... :-( No concía esta película, muchas gracias, Oscar, por subirla y saludos. :-)

    ResponderEliminar
  4. La vi en varias oportunidades y me gustó, no solo porque soy aficionado a los trenes, especialmente los ingleses en la era del vapor, sino porque en tono de comedia queda expuesta la mezquina competencia de siempre entre el ferrocarril y el automotor. Crease o no, en la Argentina contemporánea de los años ochenta se produjeron ciertos sucesos extraños ante la inauguración de un moderno tren eléctrico, que dejaba sin pasajeros a varias lineas de colectivos. Como siempre los intereses creados.

    ResponderEliminar
  5. Anónimo30/4/22

    Es una comedia con cierto tinte de ingenuidad en partes, pero muy agradable de ver. La fotografía de la película es maravillosa. Recomendable para mirar y dejarse llevar en la fantasía que propone.

    ResponderEliminar